martes, 3 de julio de 2018

CLAUDIA 22 AÑOS EN TELAM

claudia-telam-despidos-k

“Fue víctima de un enemigo que le hizo creer que usted es de otra clase”

“Yo voté a Macri, no tengo ninguna ideología con los K (…) Tengo un legajo intachable: nunca hice una retención, nunca hice un paro, nunca acompañé a ningún compañero, y estoy despedida”, decía Claudia, trabajadora cesanteada de Télam, a las cámaras de C5N. Sus palabras provocaron la respuesta de otro trabajador despedido de la Agencia Nacional de Noticias.

Por Pablo Isi
Señora despedida de Telam que NO es K y que nunca hizo paro:
Lamento conocerla en una circunstancia tan angustiante para Usted. También lo es, y mucho, para nosotros, los Peronistas, los que siempre hacemos Paro porque aprendimos a defender nuestros derechos, y cuando digo nuestros, la incluyo.
Usted ahora está de nuestro lado. No porque usted lo haya elegido, ni siquiera porque usted lo desee ni lo autorice; usted está de nuestro lado por decisión nuestra, porque nuestro lado es el de los trabajadores, pero mucho más aún el de los que sufren las injusticias de un modelo que nos excluye; como la excluye a usted, pero como viene excluyendo desde mucho antes a muchos otros y muchas otras.
Para nosotros usted siempre fue una compañera.
Así entendemos nosotros que funciona esto: sólo una clase de argentinos y argentinas, la de los que trabajan.
Sabemos que nosotros no lo éramos para usted, y me atrevo a decir que no lo somos ni siquiera en estas circunstancias en las que nuestra identidad y nuestra tendencia a defender derechos nos ponen del lado de los despedidos razonables, de los que algo habremos hecho para que un Lombardi, una Vidal o un Macri, nos digan que ya no tenemos derecho a trabajar dignamente, que ya no tenemos derecho a darles de comer a nuestros hijos ni a comer nosotros tampoco.
Nosotros creemos firmemente, mire lo que le digo, que La Patria es el Otro. Por eso, cuando defendemos la Patria, defendemos los derechos de quienes la habitan, la construyen a diario, la ejercen en toda su plenitud, incluyo el de aquellos que renuncian a ellos.
 

Durante nuestra vida nos encontramos con múltiples dedos que nos señalaban. Algunos y algunas no tuvieron la suerte de vivir en estos tiempos, y esos dedos terminaron siendo condenas, celdas, salas de torturas, vuelos de la muerte, fusilamientos, desapariciones. En nuestro caso, la vida quiso que apenas fueran persecuciones, acusaciones, censura, difamaciones, y también despidos, créame.
Pero al fin y al cabo, los dedos eran los mismos, y decían lo mismo: algo habrán hecho. Eso mismo que dice usted ahora para demostrar la injusticia de un despido a quien nunca peleó por sus derechos, a quien nunca se preocupó por la suerte de los otros, a quien nunca le importó nada más que su ombligo, su recibo de sueldo, su lugar en la mesa.
Aprendimos a ser tolerantes con el asco, con la bronca que muchas veces sentimos hacia ese egoísmo incomprensible de quien comparte la condición de trabajador o trabajadora pero reniega de ella, la esconde, la disimula porque en el fondo la avergüenza, porque quisiera estar del otro lado de un mostrador que divide aguas.
Por ese aprendizaje, por esa comprensión, esa especie de piedad con la que miramos a gente que reniega de su clase, es que hoy nos duele su llanto. No nos duele por simpatía por usted, no se crea. Nos duele porque en usted vemos no sólo las consecuencias de la ofensiva del enemigo, sino también las batallas que nos vienen ganando, cuando hacen creer a uno de los nuestros, a un trabajador, a una trabajadora, que defender sus derechos la hace culpable, merecedora del castigo, la represalia, la carga de sobrellevar una vida en la que el derecho a trabajador le es, nos es, negado.
Esa es nuestra tristeza, señora despedida de Telam que nunca hizo paro y que nunca fue K; que usted primero fue víctima de un enemigo que le hizo creer que usted es de otra clase.
Ese es nuestro dolor porque esas son las batallas que han hecho que millones de trabajadores hayan votado a este energúmeno, a este gobierno de patrones, de siervos de la oligarquía, como usted lo ha hecho. Eligiendo a sus verdugos pensando que Usted nunca iba a estar entre las víctimas.
¿Sabe qué nos diferencia? A nosotros nos duele su despido y lucharemos contra eso. A usted no le hubiera dolido el nuestro, y tampoco le hubiera movido un pelo. Esa es la grieta.

lunes, 25 de junio de 2018

MACRI APOYA EL PARO

Declaraciones de Mauricio Macri, antes del paro general convocado por la C. G. T. :


"El paro y la movilización convocados son un llamado de atención para Presidencia".


"Presidencia tiene que reconocer que se ha equivocado. Espero que este paro sirva para que que reflexione y corrija el rumbo y deje de escuchar a los asesores que le dicen que está todo bárbaro".


Los Gobiernos con soberbia no nos conducen a ningún lado. Espero que Presidencia escuche este llamado de atención".


"Presidencia tiene que escuchar este reclamo. No puede ser que desde el Gobierno siempre se combata al que piensa distinto".


22 de Junio de 2.012. Mauricio Macri, Jefe de Gobierno de la ciudad de Buenos Aires, Cristina Fernandez de Kirchner, Presidenta de la Nación.

https://respuestasminimas.blogspot.com/2018/06/macri-apoya-el-paro.html

sábado, 9 de junio de 2018

BERGOGLIO, EL CÉSAR

Dos puntos a tener en cuenta:

El obelisco de CAPITAL FEDERAL fue erigido en tiempo récord, para hacerlo hubo que demoler una iglesia de mas de 200 años en perfecto estado, e inaugurado en 1936.

El billete dólar tiene varios avisos:
Entre ellos Annuit Coeptis  ( “Dios ha favorecido nuestras empresas”), Novus Ordo Seclorum ( nuevo orden de las edades) y MDCCLXXVI, ( 1776)
Su diseño data de 1928 y puesto en circulación años después.
-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

 LA CONSPIRACIÓN DE LAS LETRAS MAYÚSCULAS: ATANDO CABOS 

Pese a los dogmas establecidos por ese tramposo subgénero de la literatura de ficción que llamamos “historia”, la esclavitud nunca fue abolida. Tan solo fue enmascarada bajo complejos códigos jurídico-lingüísticos que resulta extremadamente tortuoso desentrañar. La compleja ficción legal erigida en base a la expropiación de nuestro ser genuino y su suplantación por la “persona jurídica” (corporación) que se designa con nuestro nombre escrito en letras mayúsculas -requisito ineludible para todo contrato- es la clave para entender el sometimiento del ser humano a un poder omnímodo, inextricable y despótico, generador de ficciones destinadas a encadenar el espíritu con grilletes no menos eficaces que los de metal.
Policías, jueces y políticos SABEN que somos esclavos, pero se guardan bien de reconocerlo. Nuestra esclavitud simplemente es ejercida bajo el presupuesto de que no somos seres vivos, protegidos por el Derecho Natural, sino propiedades con un determinado valor económico, mercancía cotizable que garantiza el pago de la deuda del Estado. Como tal mercancía, estamos sometidos a la Ley Marítima o Ley del Almirantazgo, que originariamente regía el tránsito de productos en alta mar. Sus convenciones son aplicadas de forma encubierta a los seres humanos, de modo que el certificado de nacimiento (un documento al que en breve dedicaré una entrada exclusiva) es en realidad la certificación en origen de una mercancía sobre la que se ha calculado el beneficio económico que va a producir a lo largo de la vida laboral del sujeto.
Somos una mera garantía de pago. Que se nos exija la satisfacción de impuestos no es, por tanto, un modo de contribuir a las necesidades comunes, sino el fin mismo de todo el sistema. Trabajamos para que nuestra riqueza sea transferida a una Élite, pero se nos permite el usufructo de aquella parte de nuestra retribución que nos mantiene vivos, productivos y arraigados en el sistema. Es decir, lo suficiente como para tener algo que perder si se nos pasase por la cabeza la menor idea de rebelión.
Puesto que no somos propietarios de la riqueza que generamos, TODA ella nos podría ser exigida por el Estado. ¿Entiendes por qué las quitas sobre los depósitos bancarios, como la efectuada recientemente en Chipre, son, desde el punto de vista del Sistema, absolutamente legítimas? El esclavo no es propietario de nada, todo lo que le rodea pertenece al patrón, y ha de serle devuelto a éste cuando lo exija.
La razón de esta demencial “cosificación” de los sujetos humanos hay que buscarla en lo acaecido en 1933, cuando, a consecuencia de la crisis del 29, E.E.U.U., Colombia y otros estados se declararon en bancarrota. Los E.E.U.U. habían cedido la emisión de moneda a una entidad privada, la Reserva Federal, de la que súbitamente se veían deudores. Como garantía de pago de la deuda contraída, las naciones, reconvertidas en Sociedades de Derecho Privado -así consta cada país en el registro de Washington-, aportaron a sus ciudadanos como aval.
Este régimen de esclavitud está sancionado por las convenciones del Derecho Romano, cuyas reglas, apenas modificadas, continúan esencialmente en vigor. La razón la veremos en breve, al identificar al titular del Sistema. Digamos, para simplificar las cosas, que el Imperio Romano ha sido replicado y continúa rigiendo los destinos del mundo. La nueva Roma es Washington, ciudad erigida sobre siete colinas por quienes firmaron la Declaración de Independencia (como testigos, puesto que esta declaración es un texto sin autor conocido).
Washington D.C. no pertenece a ninguno de los cincuenta estados que oficialmente integran los E.E.U.U.; es una entidad aparte que depende directamente del gobierno federal. Fue fundada el 16 de julio de 1790. En 1791 se oficializó su fusión con la pre-existente Georgetown. Posteriormente, en 1871, se unificaron los gobiernos de estas dos ciudades y del resto de poblaciones del distrito en una unidad, D.C., oficialmente denominada “Distrito de Columbia”.
Washington D.C. es, literalmente, un Estado independiente enclavado dentro de otro Estado. Igual que la “city” de Londres respecto al Reino Unido o el Estado Vaticano respecto a la república de Italia. ¿Casualidad? “Sólo los desinformados creen en la casualidad”. El sello de la Élite preside los tres enclaves, proclamando quiénes gobiernan allí. Y este sello es la figura egipcia del obelisco: una construcción vertical terminada en un prisma (un triángulo para el ojo humano) que los freudianos quieren ver como un símbolo fálico, pero que en realidad es más un dedo que señala al cielo proclamando “Nuestro poder proviene de lo alto”.
Washington es tanto la Roma del Nuevo Mundo como Roma -el Vaticano, más concretamente- es el Washington del Viejo Mundo: la capital de un imperio, el eje de una estructura de poder que conforma las vidas de millones de personas. Sucesivas bulas papales han establecido esa conformación de acuerdo con un interés nada espiritual: no fue el Imperio quien se convirtió a Cristo, sino la Iglesia quien se convirtió al cesaropapismo, con su cabeza visible revestida con los atributos y el título (“Pontifex”, puente entre lo divino y lo terrenal) del Emperador. Esas bulas fueron estableciendo sucesivamente que: 1) toda tierra pertenece al Vaticano (“Unam sanctam ecclesiam”, 1302), 2) todos los bienes de la tierra le pertenecen también (“Romanus Pontifex”, 1455), y finalmente, 3) todas las almas son propiedad del Vaticano (“Aeternis regis clementia”, 1481). Tan abusiva reclamación está justamente amparada por la Ley Marítima: puesto que la humanidad originaria se extinguió con el Diluvio, lo que sobrevivió, la vida emergida de las aguas -el linaje de Noé- es una mercancía de la que puede adueñarse quién la reclama. Y quien la reclamó es la Iglesia de Roma. Toda la riqueza de la tierra -material o espiritual- sigue siendo suya.
¿Comprendes ahora quien es el titular del Sistema?
Hay tres sedes para el Poder Terrenal (Londres, Washington y el Vaticano), pero el titular es quien porta la triple Corona. Y la “Corona” es la fachada que oculta esa realidad, un nombre que invita a pensar en alguna de las concretas monarquías existentes, lo cual es esencialmente un error, una cortina de humo para difuminar a quién sirven las leyes de este mundo, … de nuevo nada metafóricamente: si leemos la página web donde se definen las funciones del Procurador General de los E.E.U.U. aparece escrito que la principal es “la defensa de los bienes e ingresos de LA CORONA”. No de los ciudadanos, sino de una entidad oculta que recibe este nombre, que oculta en realidad el “triregnum” o tiara, tocado papal que preside el escudo del Vaticano; una triple corona con la que durante casi un milenio todos los Papas fueron coronados, tradición que interrumpió Pablo VI donando su tiara personal a la Basílica de la Inmaculada Concepción … de Washington (todo queda en familia). No obstante, Benedicto XVI recuperó el uso de la tiara, pues con ella fue coronado como lo eran los emperadores en Roma.
Las órdenes religiosas han venido siendo los instrumentos del Papado para afirmarse sobre toda la tierra, posesión suya -recordemos- como toda mercancía emergida de las aguas lo es, según la ley marítima, de quien la reclama.
Esta reivindicación se actualiza al ser “descubierta” América. Ante las dudas sobre si el Nuevo Mundo es tierra emergida del del Diluvio o no, Cristobal (“portador de Cristo”) Colón (“Columbi”, “paloma”, símbolo del Espíritu Santo) es enviado a aquellas tierras para RECLAMARLAS (lo paradójico es que los mitos precolombinos al final también relatan un Diluvio, lo que facilita las pretensiones de la Corona).
La apropiación de las gentes va a ser más complicada. Los habitantes de América son pensados como descendientes de Jonitus, hijo de Noé nacido después del Diluvio. Par someterlos, la Iglesia delega en una nueva Orden cuya misma denominación reconoce su carácter de “compañía” (“societas” en latín), de intereses tan terrenales como pudo tener la “Compañía de Indias” británica. Su nombre es tan paradójico como el del “Banco del Espíritu Santo” brasileño. No hace falta nombrarla, ¿verdad?.
Al ser abolida por el Papa dicha Orden en 1774, su misión es transferida a la Orden de los Illuminati, fundada en 1776 por Adam Weishaupt, un discípulo de los jesuítas. Esta nueva orden, sociedad secreta infiltrada en otras sociedades secretas, es el principal gestor del llamado Nuevo Orden Mundial, una redefinición de la esclavitud humana en términos neo-feudales, con las corporaciones comerciales como únicos sujetos de la soberanía política y la gran masa de los seres humanos reducidos a mano de obra con sus facultades progresivamente anuladas por “chemtrails”, transgénicos, fluorización del agua potable y propaganda constante sin posibilidad de análisis ni derecho a réplica.
 
No es un panorama apocalíptico de lo que está por venir. Es el mundo en el que estamos instalados. Empujados a ser ignorantes, pero con la información que podría liberarnos al alcance de la mano, … si somos capaces de filtrarla de entre el caos al que ha sido deliberadamente arrojada.
 

Nuevo lavado de cara de las letras mayusculas (cuando la libertad recibe un golpe serio)

Por Bradley Loves
El próximo paso en tener tecnología que “controla” nuestras vidas ya en uso, y está siendo instalada en las nuevas tecnologías de telefonos y computadoras inteligentes. Es la tecnología que lee tus huellas dactilares o huella de pulgar!
Apple ha aparecido con un IPhone e IPad el cual usa tu propia huella de pulgar como código de identificación para “desbloquear” el dispositivio. Parece inofensivo, verdad? Casi como una cosa buena, pero que podria haber malo con esto? Bueno estoe es algo que puede hacerte parar y tomar una pequeña pausa:
Tambien está siendo “planeado” tener gente empezando a usar sus huellas de pulgares/dactilares como un pequello sello oficial para documentos legales, contratos, llamado SIGNET, o firma LEGAL asi puedes hacer pagos con tu dispositivo simplemente presionando tu pulgar en una cierta tecla, o tu puedes “COMPRAR COSAS” en linea, apretando tu pulgar en la misma tecla.
ESTO es tan peligroso para la libertad personal que sobresalta la cabeza, y mucha gente no puede ni siquiera entender el por que! esta historia realmente empieza como mi hermano y yo estabamos celebrando mi cumpleaños y hablando sobre nuevas tecnologías.
Mi hermano vive cerca de San Francisco, CA y trabaja en las industrias “TECNOLÓGICAS”, o las compañías punto-com que estan presentes en todos los lados de ese area de los Estados Unidos. El trabaja con aplicaciones y conoce programar y codificar. Aparentemente, hay varios círculos de hombres y mujeres en dicha industria que les gusta mantenerse en contacto entre ellos, y reunirse en grupos de Twitter y compartir infforación. Ellos se llaman “Techno-philes” o gente que AMA la tecnología.
Estuve hablando sobre el nombre “TODO MAYUSCULAS” y como el gobierno lo usa para atrapar a la gente sin que se den cuenta que son una FICCIÓN. El se sentó alli por unos momentos escuchando cuidadosamenete, entonces alzó sus ojos. “DE ACUERDO, ahora lo tengo, ahora tiene sentido.” el dijo:
El empezó a contarme sobre como la INDUSTRIA BANCARIA está muy interesada en esta nueva tecnología de huella dactilares, que usa la huella del pulgar como firma para pagar por cosas, para hacer compras en linea, e incluso para FIRMAR DOCUMENTOS, simplemente usando un teléfono o algún otro dispositivo.
Aquí es donde se pone interesante:
Un montón de estos programadores de San Franciso, son super genios, y super frikis! Ellos son muy independiente y no les gusta que les digan COMO crear sus programas.Muchos de ellos fueron alcanzados para escribir programas y códigos muy difíciles que “atarían” la huella de una persona, ganada por la tecnología del “print capturing” (captura de huella) de esos dispositivos inteligentes, al actual nombre de la persona.
Algunos de los programadores se encargaron de esta tarea, y finalmente tenían una aplicación trabajando que hacia justamente eso.
Los BANCOS que querian dicha tecnologia, lo enviaron inmediatamente de vuelta de una forma no muy educada, y les dijeron a los programadores y codificadores que, lo que ellos habian desarrollado era totalmente inaceptable para sus propuestas.
Cuando se les preguntó el por que, la respuesta fue simplemente que el nombre de las personas, la cual estaba siendo adjuntada a la huella del pulgar, NO ESTABA TODA EN LETRAS MAYÚSCULAS!!
Cuando varios de los programadores que habian trabajado tan duro en este asunto tuvieron la audacia de preguntar POR QUÉ el nombre de persona tenia que estar en letras mayúsculas y por que eso importaba tanto, se les dijo que se PREOCUPARAN de sus propios asuntos y simplemente hieran las cosas de la forma que se les dijo de hacer, y no preguntar ninguna pregunta.
Como te puedes imaginar, esto hizo agitarse a muchos de los frikis de la tecnología, en la zona, y empezaron a “TWITTEAR” entre ellos preguntando si alguien sabia POR QUÉ el nombre de una persona tiene que estar escrito todo en letras mayúsculas, completamente, y cual era la historia detrás.
Mi hermano me contó todo esto y entonces dijo -“Ahora entiendo por que!!”
El resto de esto se pone incluso mejor. Todos sabemos que ante CUALQUIER contrato pueda ser firmado, una SIGNET (ver diccionario ingles)/FIRMA tiene que tener siempre requerida una marca de CONSENTIMIENTO. Por consiguiente, estos avispados y sigilosos “BANQUEROS” estan realmente intentando colarsela al público aquí.
Lo que están intentando hacer aquí es sustituir la huella dactilar de un ser humano vivo por su Firma!! Esto es MUY GRANDE! y tambien una LOCURA.
Realmente tienes que profundizar mucho en la logica demente y psicopaticca de esto para ver lo que están intentando hacer.
Solo un humano vivo y respirando TIENE una huella dactilar! el NOMBRE TODO EN MAYÚSCULAS es una ficción total, creado por el gobierno, y no tiene nada que ver con un ser humano. Los dos siempre estaban separados! Eso lo sabemos ahora todos. Pero lo que esto esta CONECTADO DIRECTAMENTE el CUERPO de un ser vivo, a la ficción del TODO EN MAYUSCULAS y hacerlos casi totalmente inseparables!
Ellos han quitado ahra una barrera sustancial de lo que era real y lo que era ficción.
Y aqui la trampa! Lo mas que un ser humano usa sus huellas dactilares como su firma (para firmar papeles, cheques, y comprar cosas) lo mas que está CONSINTIENDO que su propio cuerpo físico  NO ES MAS QUE UNA FICCIÓN. Lo cual le hace un esclavo, y una pieza de propiedad (o propiedad), y nada mas.
Esta tecnología no es mas que una trampa, una gran trampa!
Una pena en las compañias de tecnologia por trabajar con los AVISPADOS BANQUEROS. Una pena en ellos!!
http://jhaines6.wordpress.com/2014/11/05/the-all-caps-name-gets-a-face-lift-while-freedom-takes-a-serious-hit-by-bradley-loves/
Si fueramos inteligentes,no permitiríamos a dichos dispositivos, o a lo mejor para ellos que entienden la trampa de esclavismo, demandar nuestro nombre en letras minúsculas, o simplemente no aceptarlos. Eso molestaría un montón a los Avispados Banqueros. No tendrían apenas ventas; no ventas, no hay beneficios

jueves, 7 de junio de 2018

EL DOCUMENTO QUE NOS CONVIRTIÓ EN ESCLAVOS


La lectura de este artículo es un reto, pero es de vital importancia para entender el mundo occidental moderno y los hechos históricos que lo llevaron a la situación actual. Habla de cómo la Ley Universal del Libre Albedrío ha sido históricamente explotada y distorsionada para esclavizar a los seres humanos, y desafía de un modo tan rotundo las creencias mayoritarias que muchos considerarán -desde posiciones meramente emocionales- inaceptable lo que evidencia. 

Lo que está en juego es mucho más que nuestra dignidad, es nuestra alma, y en esta guerra secreta que cada vez más conocedores queremos sacar a la luz es un motivo de satisfacción emplear una fuente no anglosajona, sino italiana (de ahí algunos enunciados del artículo atinentes a particularidades de la península itálica), lo que prueba que el movimiento de liberación de la verdad se extiende por el mundo.

Todo comenzó el 18 de noviembre 1302, a la fecha de publicación de la Bula del Papa Bonifacio VIII titulada "Unam Sanctam Ecclesiam".

Las repercusiones aún se encuentran entre nosotros porque al nacer damos nuestro consentimiento para ser explotados como esclavos de por vida.

Ármate de paciencia y descubrirás cómo ... 


¿POR QUÉ SOMOS CADA VEZ MÁS POBRES? 

Es debido a que estamos gobernados por una persona no elegida o nombrada por otra no elegida tampoco, ¿Por qué hemos dado la soberanía nacional a un grupo de poder europeo privado? ¿Por qué esta quiebra de todas las economías occidentales prevista desde los primeros años 30 se realiza con nuestro consentimiento, cuando en realidad no nos estamos enterando de nada? Lo primero que debemos hacer es entender cómo obtuvieron nuestro permiso y, a partir de ahí vamos a ser capaces de poner en práctica una estrategia para retirarlo y, finalmente, cancelar el juego. 

¿QUÉ ES ESTE CONSENTIMIENTO? 

Si no partimos de este problema, antes aún de hablar de la recuperación de la soberanía monetaria, las elecciones democráticas y la reforma, estaremos desarmados y no saldremos de la trampa. Hagamos lo que hagamos será inútil e ineficaz, habremos perdido.

Así que la segunda cosa en que concentrarse es: ¿por qué para el poder mundial, también llamado Cábala negra, es crucial el consentimiento? Porque saben muy bien que existe una ley universal, una ley suprema, que regula y domina todo el universo, que va más allá de todas las posibles leyes humanas, que es la ley del Libre Albedrío. 

LA HISTORIA DEL CONSENTIMIENTO Y LA LEY UNIVERSAL DEL LIBRE ALBEDRÍO 

Antes de hablar de la historia de la aplicación de la Ley del Libre Albedrío, consideraremos un par de ejemplos de aplicación de esta ley universal, a partir de casos sencillos, para llegar a los que más estrechamente se relacionan, cada día, con cada uno de nosotros. 

Si usted firmó un contrato de préstamo con el banco, que a su vez se lleva la casa en caso de insolvencia, ha dado su consentimiento (libre albedrío) a ese contrato. ¿Alguna vez han obligado a alguien?. Entonces, si usted va a los tribunales por causa de la crisis y reconoce los órganos legislativos y luego los tribunales que los hacen legítimo, usted ha dado su consentimiento (voluntad) a la legitimidad. Así que, en otras palabras, vamos a renovar el contrato con este "sistema" todos los días, utilizando los medios "inadecuados y fraudulentos" que nos hicieron creer, mediante engaño, indispensables. 

La primera reacción espontánea a estas declaraciones es la siguiente: toda nuestra sociedad funciona así y ninguno de nosotros para vivir, trabajar, comprar la casa, el coche, ir de vacaciones, casarse, tener hijos, educarlos y hacerlos estudiar, pudo elegir otra cosa . Pero entonces es correcto, a continuación, preguntarse de inmediato: "¿Por qué funciona así?" (Pregunta que hacemos muy poco, cuando es la pregunta fundamental que, simplemente, se nos ha programado para no hacernos nunca). 

PARA RESPONDER RETROCEDAMOS VARIOS AÑOS, DÉCADAS, SIGLOS ... 

En nuestro caso nuestro objeto de análisis es lo que se revela en la Biblia REAL, tenemos que entender la importancia de la "libre voluntad" en los juegos de poder y el vínculo inquebrantable que existe entre la ley, el dinero, la religión y la política. 

Este increíble descubrimiento, con la traducción literal del texto, revela la verdadera naturaleza de la Biblia, que es en realidad un Código Maritimo de Derecho Mercantil, válido y aplicado todavía hoy en cualquier tribunal del mundo. 

Se dice, en las "Crónicas" del Antiguo Testamento que el "dios" Yahweh (al que se nombra en otros textos como Yahvé, Jehová ... mas tarde veremos quién es este "dios" que no lo es en absoluto, pero en la traducción "manipulada", difundida por la Iglesia se ha traducido como Dios), no puede obligar a Moisés a seguirle en el viaje a la tierra prometida. Yahvé no es en realidad "Dios", pero se describe con precisión como un alto y poderoso "Eloah" (de donde deriva el término Allah). Por lo tanto, es uno de los muchos Elohím (plural de Eloah), el linaje que gobernaba aquéllos territorios, tal vez de estirpe extraterrestre (aunque esto no es esencial para nosotros ahora ...). 

Una civilización representada por una jerarquía de personas de las cuales la Biblia da cuenta cuando distingue Elohim, Malachim, Nephilim, Anakim, Refaim, emitas, Zamzummìm ... Gentes que se han repartido el control del planeta, como se cuenta en los libros del Génesis y el Deuteronomio, luchando entre sí para afirmar y aumentar su poder mediante el uso de los pueblos conquistados. El hecho es que estos Elohim existían en gran número, esparcidos en la tierra y organizados en campamentos (que constan de dos sectores en general, uno para la autoridad, Eloah, y el otro para las "tropas" ... ¿ángeles con espadas de fuego?). 

La confirmación de la exactitud de estas crónicas también se encuentra en los textos sumerios anteriores a la Biblia misma. Este Yahweh, equipado con un arma poderosa, cuya detallada descripción bíblica parece corresponderse con un ingenio de plasma (¿Arca de la Alianza?), capaz de incinerar todo, no podía, sin embargo, obligar a Moisés a que lo siguiera. 

Se vio obligado, por lo tanto, a suscribir una "alianza" con el pueblo judío con las normas y cláusulas recíprocas precisas (yo te doy tanto, me devuelves tanto), como el sacrificio de los primogénitos de cada familia, etc ... que ahora conocemos por la "versión" que ha llegado hasta nuestros días. También en la Biblia se dice que cuando se decidió seguir a Yahvé, al llegar a las puertas de la Tierra Prometida, se reunieron de nuevo para decidir si se debía continuar siguiendolo, si se volvía bajo los antiguos Elohim o si se debía confiar en los nuevos Elohim de los territorios a los que habían llegado. 

Este fue el orden del día de la asamblea.

Así, una vez más, con su libre albedrío, decide seguir a Yahweh, quien, con su poderosa arma desató la matanza y destruyó todas las ciudades a su paso, matando a hombres, mujeres, ancianos y niños (incluyendo Sodoma y Gomorra ... y hay anécdotas de "hacer lo justo" para ser salvados de la destrucción por Yahweh y el origen de la circuncisión, además del mito negativo de la sodomía practicada en esas regiones). 

Toda esta larga introducción, aparentemente divagatoria, además de establecer una lectura diferente de la Biblia y por lo tanto, de nuestros orígenes y de la historia de la Humanidad, sirve para definir mejor la necesidad del Poder de contar con el consenso, para que pueda perdurar y actuar. Y sirve principalmente para sentar las bases de la primera unión indisoluble, como he dicho, entre la ley de Libre Albedrío, la religión, la política, el Código Maritimo de Derecho Mercantil, el dinero, y lo que vivimos hoy en día. 

En adelante se demostrará que la élite dominante en el mundo está siguiendo la ley del consentimiento desde el comienzo, poniéndola en práctica de forma constante en cada aspecto de nuestras vidas.

Si la élite dominante no la conociera tan al detalle y no la observase tan escrupulosamente, su poder no habría durado hasta hoy.

Es por ella que Yahweh tenía necesidad del consentimiento para actuar, y que los gobernantes de hoy nos hacen votar

Desde el principio se requiere de forma absoluta nuestro consentimiento, ¿cómo lo hacen para respetar este requisito (aunque del modo más disimulado posible)? Han ideado un sistema perfecto que funciona de acuerdo con los principios descritos más arriba: "advertencia" y "silencio", si usted no responde, significa que usted está de acuerdo y por lo tanto consiente. 

Tomemos un ejemplo sencillo que nos pasa a todos: cuando el banco cambia las condiciones, y lo hace a menudo, está obligado a enviar un documento de transparencia bancaria - advertencia - Creo que muy pocos de nosotros la leemos. Si usted no contesta es consentimiento tácito. Toda la historia de nuestro mundo durante milenios funciona de acuerdo con este principio. 

Bonifacio VIII. Pensar que su nombre significa "bienhechor"
o "benefactor" no deja de ser una sangrante ironía.
LAS LEYES CANÓNICAS Y LAS BULAS PAPALES 

Para entender cómo rige este principio toda nuestra vida tenemos que hacer más indagaciones. ¿Qué son las leyes? 

Todas las leyes se derivan de los "cánones", o preceptos del Derecho canónico, debido a que todas las leyes, directa o indirectamente, tienen que ver con la Ley Divina y Eclesiástica. Pero los cánones, en particular, son reglas o principios cuya vigencia deriva del hecho de que nunca han sido cuestionados (consentimiento tácito).

Aquí tenemos algunos cánones, reglas o principios universalmente reconocidos porque nadie ha dicho nunca que no lo deban ser (muchos son secundados porque son la base de la sociedad civil). 

1) Todas las deudas deben ser pagadas; 

2) Todos los contratos deben cumplirse; 

3) Todas las controversias presentadas ante la ley deben ser resueltas ante la ley (es decir, si recibes una acusación, por infundada, injusta, inmoral, o ilegal que sea ... no la puedse ignorar. Y es tu responsabilidad demostrar la falta de fundamento de la acusación ante la ley frente a la cual ha sido presentada); 

4) Las peticiones, si no se impugnan se hacen válidas. (¡Punto importantísimo! Recibes una multa, una pena injusta, una audiencia se fija y si no apareces, los responsables decidirán por ti y sin ti). 

• Apostilla al punto 4: el 99% de los procedimientos judiciales se basa en alguna suposición, pero el 99% de los seres humanos no se molesta en entender cuál o no se molesta en rechazarla. En otras palabras, el sistema todavía se basa en el sacramento de la confesión, al igual que en los tiempos de la Inquisición, es decir, es esencial que Vd. se acuse a sí mismo. En ausencia de este acto de auto-acusación no se puede proceder. 

5) La Ley es jerárquica, siempre desciende del derecho divino: por encima de todo está el derecho divino que, como tal, emana del Creador Divino, después está la Ley Natural y luego el Derecho Positivo (las leyes nacionales e internacionales, administrativas, privadas, etc. ...), el Derecho Positivo pertenece al escalón más bajo de la escalera. 

• Apostilla al punto 5): Cada propiedad es un derecho asociado a un fideicomiso, es decir, a un fiduciario. Los poderosos, la élite del mundo, han sabido siempre que la propiedad es un concepto ficticio. De hecho, ¿cómo usted puede ser dueño de un pedazo de tierra? La tierra, los ríos, lagos, mares pertenecen al planeta. ¿Pero cómo se puede poseer físicamente una casa o un coche? Estas son las cosas para las que existen "títulos de propiedad", que son títulos ficticios, son el derecho de uso de la casa, el coche y la tierra todo el tiempo que estás vivo. Cuando mueras, lo que suceda con la casa, el auto o ese pedazo de tierra, si no hay disposiciones testamentarias ya no depende de ti. Así que la casa, entendida como paredes, ladrillo y yeso y la casa que se entiende como un título y como un fideicomiso, o como un régimen de administración fiduciaria, son dos cosas diferentes. 

El sistema fiduciario, el título, implica tres partes: un ejecutor o albacea, un administrador y un beneficiario. El ejecutor es siempre el que "concede el título", y en este caso es el Estado, el administrador es el que administra el título (registro de la propiedad o municipio), el beneficiario, en este caso, eres tú, el llamado "propietario". Hasta aquí todo es más o menos normal, todo está claro y no hay nada extraño, nos queda el entender cómo este sistema está siendo utilizado contra nosotros. 

ECHEMOS UN ENORME PASO ATRÁS EN EL TIEMPO 

El sistema actual, que se basa en el concepto de propiedad, fue creado por los antiguos romanos, que extendieron su "derecho" por todo el mundo. 

Cada tierra conquistada y sometida era inscrita en un "registro" guardado en Roma, y ​​cada nueva tierra del Imperio solo podía ser propiedad de un ciudadano romano. Así que incluso hoy en día vivimos en un sistema que ha sido aprobado por la existencia del Imperio Romano, que de hecho, nunca terminó. Con las invasiones lombardas, el Papa León III coronó a Pipino el Breve como rey de los francos y luego a Carlomagno como emperador del Sacro Imperio Romano. 

El actual sistema de organización de la propiedad, del derecho y posteriormente del dinero, y, por lo tanto, de la política, nació el 18 de noviembre de 1302, que es la fecha de publicación de la Bula Papal promulgada por el Papa Bonifacio VIII, que tuvo como título "UNAM SANCTAM ECCLESIAM". 

Bonifacio VIII es considerado uno de los hombres más corruptos, malvados y poderosos en la historia de la Iglesia y del mundo, tanto es así que el propio Dante le coloca en los círculos más bajos del infierno. 

Esta bula papal crea el primer sistema fiduciario, vigente aún hoy. Bonifacio VIII, en esta bula, afirma que Dios había otorgado todos los títulos y propiedades de la Tierra al Vaticano. 

Esta declaración no fue impugnada y, por tanto, de conformidad con el apartado 4) de la Ley de Canon (véase más arriba) se convirtió en válida. El Vaticano, por lo tanto, designa el ejecutor, el administrador y el beneficiario de este sistema fiduciario. El Ejecutor es la Orden de los Franciscanos Menores -a la que se unirá siglos más tarde la Orden de los Jesuítas (¿el brazo armado?)- cuyo emblema es claramente visible sobre el texto de la Encíclica. El administrador es el Papa y los beneficiarios del fideicomiso son todos los hombres del mundo. 

En la práctica, la Bula Papal de 1302 usa la metáfora del Derecho Marítimo y del Almirantazgo (la Biblia) que indica que la Unam Sanctum Ecclesiam y luego la primera y única y santa Iglesia es el Arca de Noé, porque mientras todo el mundo estaba sumergido por las aguas, lo único que se elevaba por encima era el Arca. 


Así que todos los seres humanos, a partir de ese día, son considerados por la Biblia (Código de Derecho Náutico) como perdidos en el mar. Y el Papa, por lo tanto, reclama toda autoridad, toda la propiedad, tanto espiritual como temporal, hasta el momento en que los "perdidos" volverán para reclamar sus derechos. 

Esta ley proclamada por el Papa Bonifacio VIII se basa en el derecho divino, es por eso que no podemos hablar de política sin hablar de religión o de economía y finanzas sin hablar de religión. 

El segundo "trust" lo crea el Vaticano en 1455, más de 150 años después de la bula de Bonifacio VIII (aún incuestionada). Esta segunda es de naturaleza testamentaria, y dispone cómo funciona, en el momento de la muerte del Papa o de futuros Papas, el derecho de utilizar todos los privilegios y todos los bienes derivados de la Bula anterior de Bonifacio VIII. 

Testamento en que el ejecutor es la Curia Romana, el administrador es el Colegio Cardenalicio y el beneficiario, esta vez es el Rey, en los terrenos propiedad del Papa. Así que, en dos palabras, Dios le dio el mundo al Papa y el Papa da porciones de este mundo al Rey 

Así que, desde ese momento, el Rey terrenal tiene un mandato divino. Esta encíclica de 1455 (8 de enero) se llama "ROMANUS PONTIFEX" y fue publicada por el Papa Nicolás V. Cito un breve fragmento significativo: 

"Como hemos concedido anteriormente, con las otras cartas, entre otras cosas, el pleno y total derecho al rey Alfonso V de invadir, buscar, capturar, conquistar, subyugar a todos los sarracenos y otros enemigos de Cristo, vivan donde vivan , junto con sus reinos y ducados, principados, dominios, posesiones, y cualquier propiedad, mueble e inmueble, que es propiedad de ellos y arrojarlos a la esclavitud perpetua y ocupar, aprovechar y convertir a su propio uso y beneficio, o dominios, posesiones y como resultado de la garantía dada por dicha concesión, el rey Alfonso V (de Portugal), o dicho infante en su nombre, tienen islas legítimamente y legalmente ocupadas, tierras, puertos, agua y han sido dueños y poseer y pertenecen y son propiedad "por derecho" del mismo rey Alfonso V y sus sucesores, se puede lograr y cumplir con esta piadosa y bella obra, digna de ser recordado en todo momento, para que nosotros siendo los favoritos de él para la salvación de las almas y la propagación de la fe y de la derrota de sus enemigos, considere una tarea que se refiere al mismo Dios, la fe, la Iglesia universal, con mayor perfección, ya que elimina todos los obstáculos, va a tomar conciencia de ser fortalecido por los grandes favores y privilegios otorgados por nosotros y la Sede Apostólica ". 

Casi 30 años después, en 1481 (21 de junio), una tercera bula fue promulgada por el Papa Sixto IV, bajo la denominación "AETERNIS REGIS CLEMENTIA". De diferencia ligeramente de la anterior en que el "bien" que otorga al Rey ya no es la tierra, sino los seres humanos que viven en esa tierra, que a partir de ese momento son considerados incompetentes, incapaces y por lo tanto sujetos a administración obligatoria. 

De hecho, esta Bula de Sixto IV consagra la visión de Bonifacio VIII por la cual los seres humanos nos hallamos perdidos en el mar y, en consecuencia, nada nos pertenece, estamos en quiebra, porque nunca hemos vuelto a reclamar nuestros derechos y bienes, por lo que el Estado debe cuidar de nosotros por nuestro propio bien. 

Este es el sistema que sigue vigente hoy en día. 

[Comentario: los originales de las bulas de 1302, 1455 y 1481 no son accesibles al público. Esto se debe a que hasta el siglo XVIII el Vaticano escribió sus bulas no en papel, que se considera un medio carente de vida y por lo tanto de valor: en ese momento (¡hace sólo dos siglos!) un documento para ser válido tenía que ser escrito en un material vivo. Por lo tanto, se firmó con sangre y fue escrito en un pergamino de piel humana. La reciente firma por la reina Elizabeth del criminal Tratado de Lisboa se llevó a cabo en un pergamino de piel de niño, puesto que la Reina, como beneficiaria de una ley divina, no puede firmar un documento "muerto". El que las bulas papales fueran escritas en pergamino de piel de niños, explica el por qué resultaría embarazoso para el Vaticano mostrar el original.] 


Aprovecho esta pequeña interrupción de la historia para subrayar que no descalifico a todas las personas de Buen Corazón (con B y C mayúsculas) que siguen y viven de acuerdo con la ética justa y generosa de la Iglesia Católica. 

La referencia, en todo caso, sólo se dirige a la "secta" que controla el mundo dentro de la Ciudad del Vaticano. Sería importante invitar a los cristianos verdaderos, que se reconocen en un Dios justo y misericordioso, a reclamar, investigar y esclarecer lo que pasa dentro de esas paredes. De lo contrario, no saldremos nunca

LO QUE SOMOS Y LO QUE ES LA REPÚBLICA ITALIANA 

En 1933 se produjo la peor quiebra que recordamos: las deudas se borraron y se prohibió la posesión de oro por particulares. Los Estados han transferido todo su oro, junto con el confiscado, a un único fondo mundial para su custodia, el BPI, el Banco de Pagos Internacionales- algo que da lugar a otra historia desconcertante. como es la de las reclamaciones a la Reserva Federal hoy en curso, pero ahora no abordaremos el caso, de lo contrario corremos el riesgo de poner demasiada carne en el asador- con sede en Basilea, Suiza, y que fue fundado y controlado por los Jesuitas y los Caballeros de Malta. En cuanto al resto, se verifica fácilmente y certificado, siempre por la Ley del Libre Albedrío. 

Les insto a que hagn todas las averiguaciones posibles e investiguen lo que está pasando con las reservas globales de oro y con las reclamaciones a la Reserva Federal. 

Pero, de nuevo en 1933 (¡atención!) las Naciones convierten la Sociedades de Derecho Privado, registradas en la S.E.C. (Security Exchange Commission) con sede en Washington DC, que es el equivalente de nuestro CONSOB (el organismo que controla la Bolsa de Valores). Estas sociedades de derecho privado, llamadas naciones pero en realidad de titularidad privadísima poseen hoy el derecho de propiedad de las personas nacidas en aquel estado, de acuerdo con las tres bulas papales. 

La primera reacción instintiva del lector es "Italia no", ¡es una República fundada en el trabajo, que tiene una maravillosa constitución! Por desgracia, sin embargo, es cierto. Vaya a verlo usted mismo (clic aquí): Existe el registro y el número de registro de "REPUBLICA DE ITALIA" - Número de registro 0000052782, con un montón de documentos de cotización de acciones, venta de acciones, etc ... y la dirección de la empresa es:" El Ministerio de Economía y de Finanzas - Via XX Settembre, 97 - Roma "y la dirección de correo es:" C / O Studio Legale Bisconti, Via A. Salandra, 18 - Roma ". 

Así que Italia no es una república libre, sino una empresa privada y el Estado es dueño de los derechos de propiedad de las personas (todos nosotros) que han nacido en su territorio (Nota del "blogger": lo mismo puede decirse de la sociedad comercial ESPAÑA, cuya imagen corporativa se nos vende insistentemente como la "marca España"). 

Pero hemos dicho que la propiedad es un derecho asociado a un fideicomiso, una escritura de fideicomiso. Debido a que los poderosos saben que la propiedad es un concepto ficticio y, por tanto, la gente puede tener solamente un título de propiedad que confiere el derecho de uso. En el momento de tu nacimiento, sin previo aviso, se creó un fideicomiso, es decir, un trust, que tiene por objeto tu existencia en vida. Y tus padres han avalado y firmado esta entrega sin haber sido advertidos. 

Es precisamente en los años 30 que el registro de los nacimientos se convierte en obligatorio, otorgándose así el consentimiento, aunque en este caso sin haber sido debidamente "notificado". Es por eso que este sistema es, en parte, fraudulento. En realidad, el certificado de nacimiento es una notificación, porque supone la creación de una personalidad ficticia, que no le pertenece a usted sino a ellos. 

De hecho, usted podría pensar, erróneamente, que el certificado de nacimiento nos pertenece; en realidad basta con acudir al Registro Civil a solicitarlo para constatar que nos darán una copia, un duplicado, pero nunca el original. Desde el momento de la creación del certificado de nacimiento existen dos entidades (recordar la casa de ladrillo y el título de propiedad de la casa que necesita un ejecutor, un administrador y un beneficiario), que son el ser humano de carne y hueso y la persona, que es un intermediario ficticio o una ficción legal, entonces un fideicomiso. 

Esta confianza se crea de acuerdo al Derecho Marítimo y del Almirantazgo (La Biblia) que siempre trasciende las leyes de los distintos países y que constituye la jurisprudencia secreta de los poderosos y la élite. De este fideicomiso que se crea en el momento del nacimiento, sobre tu existencia en vida, el ejecutor es siempre es un órgano del Estado, pero ¿quién es el beneficiario de esta partida de nacimiento? Se trata de la Sociedad de Derecho Privado llamado la República italiana (por tanto, una empresa). 

¿Pero el beneficiario de qué? 

El beneficiario de un bono, un título de propiedad o una participación en la sociedad, que se estima actualmente en aproximadamente 2.000.000 dólares. En la práctica, el italiano crea con su nacimiento dos millones de dólares por medio de una fianza o garantía, y la garantía de este bono es su existencia en vida, lo que significa que la productividad, la fuerza de trabajo (cada vez peor pagada y protegida, de modo que ganan más), es el valor real! 

La perversa ecuación es: nacimiento = creación de un bono y de dinero ficticio =  tu existencia en vida es entonces tu trabajo (infrapagado, si es posible, como obviamente están haciendo) = esclavitud! 

Tu "bono" es depositado en el S.E.C. como seguro o tales como la seguridad o calidad de fiduciaria y forma parte del patrimonio de la empresa privada registrada de manera engañosa como "República Italiana". Por favor verifique todo lo que se ha dicho, bastará una somera búsqueda en Google.

Pero hay todavía un tercer elemento en la creación de esta ficción jurídica: el administrador, aquel que por contrato ("trust" o certificado de nacimiento, en este caso) asumirá la obligación de hacerse cargo del "bien".

¿Quién tiene esta función? 

Siempre que una autoridad (el policía, el juez de la Corte Constitucional) le pregunta: "¿Es usted Pepe Pérez" y usted responde "sí", en ese preciso momento usted se ha autoproclamado adminsitrador del fideicomiso. Estás atrapado desde tu nacimiento porque la ficción necesita que tú te creas el administrador de ese "ser vivo"; pero tú y esa corporación que lleva tu nombre sois, en realidad, dos entidades completamente distintas y separadas. El ser humano de carne y hueso se nombra con iniciales mayúsculas y las demás letras en minúsculas (como siempre nos enseñaron en la escuela), la persona jurídica, ficticia, se nombra con todas las letras en MAYÚSCULAS.

Revise todos sus documentos de identidad, facturas, extractos bancarios, notificaciones, la tarjeta sanitaria, etc ... 

Si trata de ir por ejemplo al banco y le pide al empleado que escriba su nombre con iniciales mayúsculas y el resto en minúsculas, puede que éste ignore la trascendencia de la cuestión y lo intente, pero se verá obligado a responder que es imposible debido a que el "sistema" no lo permite .

Así que, en resumen: si el 99 % del derecho se basa en supuestos, se presuponen verdaderos, y los nadie pone en duda porque el sistema todavía se basa en el mecanismo de la "confesión", exactamente como en los tiempos de la Inquisición. Para operar el sistema necesita que usted se acuse a sí mismo y en consecuencia, todo se basa en su consentimiento, su libre albedrío.

De hecho, es necesario que usted se acuse a sí mismo, pero ¿de qué? Del "pecado original". ¿Y cuál es?

¡El fraude! El uso del nombre que no le pertenece a usted, ese nombre desde que naciste fue escrito en mayúsculas y es una propiedad intelectual del Estado, que te ha empujado a utilizarlo de manera fraudulenta. En el momento en que Vd. lo utilices declaras que nació sin derechos, que está en quiebra, porque su vida, su nombre y su existencia son gestionados por alguien que no es usted, usted se encuentra, por tanto, en un régimen administrativo en que su nombre no le pertenece a usted, sino a otros. 

¡Pero es aún peor que esto! De acuerdo con el Código del Almirantazgo o Código Marítimo (la Biblia), naciste perdido en el mar, porque dicen que las bulas papales, sobre el que se basa todo el sistema, que en el momento del nacimiento y a través del canal de parto usted ha caído en el agua y está perdido en el mar, y nunca somos capaces de llegar a tierra firme para que podamos levantarnos y decir: "Yo soy un ser humano libre delante de Dios." 

Porque las bulas papales son justificadas de acuerdo con el mandato divino. 

¿Por qué están usando la palabra Dios?, ellos son los que invocan a Dios, ellos son los que tradujeron la Biblia como palabra de Dios, quien en principio nunca es mencionado (por cierto, la Biblia se convierte en Código de Derecho Náutico al sustituir la palabra "pecado" por "deuda".) El derecho es, por tanto, siempre de origen divino, por lo tanto, somos criaturas "divinas" (consulte la verdadera traducción de la Biblia) y ellos lo saben muy bien, no pueden crear una ley ficticia, tienen una necesidad absoluta de hacer derivar su Derecho de Dios 

Así que utilizan este Dios (Derecho), y si tú te refieres al mismo Dios, te describes a tí mismo como incapaz, perdido, sin derechos. Piensa en la perversión, si invocas lo que te han dicho e impuesto, declaras y confirmas que eres incapaz de cuidar de tí mismo.

Así que recapitulemos: utilizan una Sociedad de Derecho Privado, comercial, fingiendo que es un Estado, un organismo público que en realidad es muy privado, y es usado para hacer negocios (el dinero, el beneficio y nos piden también pagar impuestos para mantener una compañía de derecho privado que no es nuestra) a través de la existencia de una entidad ficticia escrita en letras mayúsculas que cotiza en la S.E.C. de Washington, DC 

La idea es, por tanto, que si aceptas esta premisa, te autodefines incompetente, necesitado de ser administrado de manera forzada, ya que además de estar perdido en el mar, y por tanto sin derechos estás en quiebra (no has reclamado nunca lo que es tuyo), ¡ni siquiera sabes quién eres! Irónicamente, toda autoridad, de hecho, debe preguntarte quién eres, de lo contrario ni siquiera te pueden tocar con un dedo. No tendrían jurisdicción para ello (se habla de derecho administrativo, derecho fiscal, civil, etc. ... si matas a alguien, entonces el Código Penal, es un poco diferente, pero no demasiado ...). 

Nuestros tribunales son, de hecho, tribunales de derecho privado, tribunales de empresas.

Lo mismo ocurre con el dinero, los billetes de "euro": se nos advierte por medio de una inscripción que dice "propiedad del Banco Central Europeo" que no son nuestros, sino del B.C.E., pero si estamos de acuerdo en usarlo, al igual que ocurre con el nombre ficticio nos autoproclamamos incapaces e incompetentes a sus ojos (perdido en el mar, etc ...). Han creado un sistema de gobierno que llaman "público", pero que es muy privado, que incluye a los partidos políticos, el parlamento, el gobierno, las elecciones y si está de acuerdo a participar en este juego usted se autodefine de nuevo como incapaz e incompetente (perdido en el mar, etc ...), necesitado de ser administrado a la fuerza.

A la vista de esta larga y, supongo que para muchos de ustedes, impactante historia, el primer pensamiento es: 

¿Cómo podemos cambiar a mejor algo que no nos pertenece? 

Pero entonces nuestro subconsciente nos recuerda que en las últimas elecciones ha votado el 50 % de los electores, una de cada dos personas consideran ofensivo para la inteligencia ir a votar. Así que en este punto, si todo está claro, las preguntas son sólo dos: 

1. ¿Qué podemos hacer para retirar nuestro consentimiento a este fraude del que somos protagonistas "involuntarios" desde que hemos nacido? Lo que podemos hacer incluye evitar las ejecuciones hipotecarias, por ejemplo, porque no somos nosotros, seres de carne y hueso quien tiene que pagar impuestos, sino la entidad ficticia que legitimamos cuando la utilizamos de forma fraudulenta (mayúsculas). 

Así que, individualmente, podemos utilizar sus propias leyes, y el Código Náutico Almirantazgo (la Biblia) de tal manera que ellos caigan en deshonra. ¿Conocer la ley puede servir de algo? 

2. ¿Qué podemos hacer colectivamente para crear una alternativa a este sistema podrido, que ha sido creado de forma fraudulenta en nuestra contra? 

¿Cómo podemos cambiarlo si no pertenecemos a él? Mientras lo pensamos, sólo podemos dejar de participar.

En conclusión, los puntos cruciales son dos: el dinero y cómo se toman las decisiones políticas.

Pero hay un punto más que se ha vuelto muy claro: no se pueden tratar por separado dinero (economía, finanzas, crisis, etc ...), la política, es decir, la forma en que se toman las decisiones, la religión y la ley, porque para los poderosos, la élite, son exactamente lo mismo. 

Fuente:http://astillasderealidad.blogspot.com/2016/03/el-documento-que-nos-convirtio-en.html